Actuaciones especiales de la UTPR de Enresa en su historia

ARTÍCULO COMPLETO
Enresa se creó en 1984 como una entidad de carácter público y sin ánimo de lucro con un cometido público esencial: recoger, tratar, acondicionar y almacenar los residuos radiactivos que se generan en cualquier punto del Estado español.
Enresa opera en la actualidad distintas instalaciones: el Centro de Almacenamiento El Cabril (Hornachuelos, Córdoba), el Proyecto de Desmantelamiento de la C.N. José Cabrera (Almonacid de Zorita, Guadalajara), el proyecto de desmantelamiento de Vandellós I (Tarragona) y, en poco tiempo, estará también presente en Burgos con el Proyecto de Desmantelamiento de la C.N. Santa María de Garoña.
Pero, además de estas actividades, Enresa presta otros servicios que permiten la óptima gestión de todos los materiales radiactivos en desuso. Uno de estos servicios que cuenta con una importante actividad es la Unidad Técnica de Protección Radiológica (UTPR), creada en 1990 y que funciona desde la sede social de la empresa en Madrid para presentar servicio en toda España.
En la actualidad la UTPR de Enresa lleva a cabo todas aquellas actividades que le fueron impuestas por el CSN en la Resolución del Pleno del CSN con fecha 13-10-2010 por la que se modifica la autorización de la UTPR de Enresa y aquellas derivadas del cumplimiento de la Guía 7.3 del CSN.
Dentro de las actividades habituales de la UTPR, se incluyen todas las asociadas a las retiradas de residuos de instalaciones radiactivas, incluida la revisión de las solicitudes de retirada, y a las solicitudes procedentes de instalaciones no reguladas y de la industria del metal. Asimismo, incluye la retirada de fuentes, a través de resoluciones de transferencia, una vez finalizada la campaña de retirada de fuentes huérfanas, el venteo de fuentes de Kr-85, tareas de seguimiento de las actividades de desmontaje de pararrayos con cabezal radiactivo y actividades de control previo a la retirada de las fuentes desmontadas de detectores iónicos de humo.
Durante los años de actividad de la UTPR se han producido situaciones excepcionales que han dado lugar a actuaciones especiales que han diferido de algún modo o por alguna característica de las que normalmente pueden considerarse rutinarias dentro de las actividades de la unidad y que merece la pena destacar:

• Acondicionamiento y retirada del combustible de los reactores experimentales
• Retirada de los cabezales de cobalto (fuente radiactiva) de los equipos de cobaltoterapia
• Localización y retirada fuentes huérfanas (fuera del control regulador)
• Torio utilizado en válvulas, lentes y demás equipos militares
• materiales con pinturas o materiales con radioluminiscencia debida a la presencia de H-3 o Radio
• Retirada de pararrayos radiactivos y su gestión como residuos radiactivos
• Gestión de marcapasos con pila de Pu-238.

Ejemplo de retirada de un pararrayos radiactivo en la iglesia de la Sagrada Familia de Barcelona.

Cada día van apareciendo nuevas situaciones que hacen que se detecte material radiactivo y fuentes huérfanas en distintos puntos del país, como puede ser entre la chatarra, en los puertos, etc. Esto junto a las distintas campañas de retirada de pararrayos o fuentes huérfanas, han ido ampliando y diversificando las actividades de la UTPR, la mayoría de las cuales se mantiene en la actualidad, si bien todas estas actividades no han implicado ningún riesgo radiológico para el personal que lo ha llevado a cabo.

EN LA MISMA SECCIÓN
Especies invasoras y operación de la central nuclear de Ascó